Energía Distribuida. El EPRE avanza sumando nuevos organismo

EL EPRE, emitió una nueva norma que Reglamenta las Condiciones Técnicas de Operación para aquellos usuarios que posean equipos de generación de energía eléctrica a través de fuentes renovables como solar, fotovoltaica, eólica y mini hidráulica para autoconsumo, puedan inyectar el sobrante de energía a la red pública de distribución.
En este marco, el EPRE firmó un convenio con el Consejo Profesional de Ingenieros y Geólogos de la Provincia, en atención a que éste nuclea a los profesionales habilitados para la instalación de equipos de generación a través de energías renovables. Al respecto, el especialista Ángel Garay señaló que la próxima semana se sumarán nuevos organismos tales como la Universidad Tecnológica Nacional y los municipios, entre ellos el de la Ciudad de Mendoza, con el fin de identificar y estudiar espacios y edificios públicos adecuados para la instalación de estos equipos y facilitar la implementación de la norma emitida por el EPRE.
Esta reglamentación coincide con el paradigma que ubica al usuario en un rol más activo, el de administrar la energía que consume, generar y compartir en la red pública sus excedentes. A partir de esto la Provincia de Mendoza se convierte en la tercer Jurisdicción del país, en dictar una norma que facilita la Generación Distribuida.

“El objetivo de este Reglamento es otorgar a los usuarios de las Empresas Distribuidoras, el derecho a acceder a la red con sus excedentes de energía eléctrica, provenientes de fuentes renovables, ello en miras de un sistema eléctrico sustentable que junto a una política electroenergética se promueva la mayor eficiencia en el uso de la energía eléctrica, mediante innovación tecnológica y generación de energía eléctrica con fuentes renovables y sistemas tarifarios apropiados”. Asimismo, Japaz destacó que “Este instrumento es el resultado del esfuerzo que venimos haciendo desde el EPRE y demás actores que intervienen en el sistema eléctrico, resumido en la valiosa contribución recibida a través de múltiples eventos de los que formó parte, recabando opiniones de actores comerciales, empresas, especialistas y distribuidoras para su elaboración”
Procedimiento
La normativa contempla un procedimiento que se inicia cuando un usuario interesado se dirige a la oficina comercial de la Empresa Distribuidora que le suministra el servicio eléctrico y tramita allí una Solicitud de Estudio Técnico para conectar su Equipamiento de Generación a la red pública de distribución. Luego de realizar la Empresa Distribuidora el correspondiente estudio técnico para evaluar la factibilidad del proyecto presentado, suscribirá un Contrato de Conexión con el Usuario/Generador, todo ello bajo el debido control y fiscalización del EPRE.
La generación para todas las potencias debe ser trifásica y menor o igual a 3,7 Kw por hora. Según destaca Javier Di Natale, los equipos se conectan a la instalación de red pública y a través de un medidor especial se determina el exceso de energía que aporta cuando el propietario no hace uso de la electricidad en su hogar.